10 paradas virtuales en Fort Worth

Ven a visitarnos con esta guía que prepararon nuestros amigos de Travel Report.

Los expertos de Travel Report hicieron esta guía virtual para que recorras Fort Worth desde casa y te animes a visitarnos.

 

 

Primera parada. En este sitio construido al estilo de una casa de ópera europea, los melómanos encontrarán un auténtico paraíso que, sin duda, despertará todos sus sentidos.

  

Segunda parada. Su pequeña, pero sorprendente colección de arte, seguro te robará suspiros, pues podrás admirar desde cerámica china milenaria hasta obras maestras de Monet.

 

Tercera parada. Si te gusta el arte, este recinto te encantará, ya que cuenta con una colección de 2,600 pinturas, esculturas y fotografías posteriores a la Segunda Guerra Mundial.

 

Cuarta parada. Ponte las botas y el sombrero y disfruta la herencia wéstern de Texas. En esta zona, podrás vivir desde el tradicional paseo del ganado hasta bailar en el honky tonk más grande del mundo.

 

Quinta parada. Creado para honrar a las mujeres del Oeste americano, este recinto muestra, a través de exposiciones interactivas y fotografías, su fortaleza, coraje y espíritu pionero.

 

Sexta parada. Sin importar tu nivel de afición al futbol americano, el ambiente y pasión que se vive en el AT&T Stadium, la casa de los Vaqueros de Dallas, te hará gritar de emoción.

 

Séptima parada. Si eres un amante del automovilismo, no dejes de visitar esta popular pista, ya que aquí se llevan a cabo algunas de las carreras más importantes de la NASCAR.

 

Octava parada. Explora la vida salvaje de la sabana africana, pasando por el interior semiárido de Australia y hasta los bosques tropicales asiáticos. Déjate sorprender por sus más de 540 especies.

 

Novena parada. Este conjunto de serenas fuentes y terrazas escalonadas ofrecen distintos ambientes y sonidos para relajarse; sin duda, es un oasis de paz en medio de la ciudad.

 

Décima parada. Pasea las cuatro estaciones del año en un jardín que reúne paisajes de todo el mundo. Desde árboles llenos de hojas ocres en otoño hasta un bello jardín zen japonés.

Artículos Relacionados