Bureau of Engraving and Printing

Cientos de millones de dólares bajo la mirada. Hojas papel moneda, olor a tinta fresca, máquinas que imprimen billetes de 1, de 20 y de 100 dólares. Es el lugar donde se imprime el 60% de los dólares de Estados Unidos, la fábrica del dinero.

 

Está a pocos minutos del centro de Fort Worth y su nombre completo es el Bureau of Engraving and Printing Western Currency Facility. Se encarga de imprimir el 60% de los famosos billetes verdes, el resto se imprimen en las instalaciones de Washington DC. Por cierto, la tinta color “verde dólar” sólo se fábrica para el gobierno de Estados Unidos.

 

 

Aquí están prohibidos los equipos electrónicos, cámaras fotográficas o teléfonos, pero por otro lado la entrada es gratuita y hay tours en inglés y en español de martes a viernes de 8:30 a 16:30 horas, una gran oportunidad para que los amantes del arte numismático, o del dinero tal cual, conozcan cómo se imprime la divisa más importante del mundo. Un autobús con forma de un billete de cien dólares gigante transporta a los visitantes y se llega a un edificio federal fuertemente vigilado. La visita comienza con un breve documental que explica lo que se verá en la visita: las diversas tecnologías de impresión; las hojas con marca de agua y cintas tridimensionales; las diferentes capas de color, grabados, numeración y el corte y empaquetado de los dólares, que de ahí se van a la bóveda para ser monetizados por la reserva federal, para convertirse en dinero que se enviará a alguno de los 12 bancos de la Reserva Federal repartidos por el país.

 

La visita recorre pasillos superiores desde donde se ve todo el proceso. Las enormes rotativas reciben el papel moneda, donde se van imprimiendo las diferentes tintas. Los impresores retiran algunas planas de billetes y los observan con lupa, cualquier imperfección causa que todos los billetes de la plana sean convertidos en tiras de papel. Un billete con defecto que llegue a la calle se convierte en un valioso objeto de colección de muchos miles de dólares. El olor a papel moneda nuevo y a tinta inunda el ambiente, las hojas deben reproducir a la perfección el arte de cada billete, con grabados como el del nuevo billete de 100 dólares, que tardó 4 años en ser hecho a mano. Desde el pasillo de visitantes es posible ver cada parte del proceso y ver cómo los montacargas salen con pilas de billetes. Vale la pena venir sólo para ver tanto dinero junto.

Los visitantes mencionan frases como “me conformo con un paquete de 100” o “que me dejen un fajo de 50 y con eso arreglo mis problemas”. La mente pasea entre la perfección de los maestros impresores y la altísima calidad de las hermosas hojas de papel moneda impresas con alta tecnología y la fantasía de lo que se podría hacer con una pila de 200 millones de dólares en billetes de 100.

A la salida hay que visitar la tienda de souvenirs, con billetes de colección tiras de billetes sin cortar y juguetes. Como dicen por aquí: “nadie puede decir que conoce y comprende el dinero, si no ha venido a la fábrica de dólares de Fort Worth, Texas”.

 

El nuevo billete de 100 dólares

En Fort Worth se imprimen la totalidad de los nuevos billetes de 100 dólares que comenzaron a circular recientemente, entre sus características de seguridad destaca una banda de seguridad 3D, tinta especial que cambia de color en la campana que está al frente y una microimpresión que dice “THE UNITED STATES OF AMERICA” en el cuello del saco de Benjamín Franklin. Por cierto, como todos los billetes impresos en Fort Worth las letras FW aparecen impresas a la derecha del número.

 

 

 

Bureau of Engraving and Printing<

9000 Blue Mound Road

Fort Worth, Texas 76131

Más información en el sitio oficial

www.moneyfactory.gov

Explora más

  • AT&T Stadium
    AT&T Stadium